MasterD

Blog MasterD

 

Opiniones MasterD en nuestro Blog

El tuning, una filosofía de vida

 

Personalizar, customizar, está de moda, y si es el coche mucho más. Estamos cansados de que todos llevemos la misma ropa, el mismo peinado, y cómo no, el mismo coche. El tuning es una forma de transgresión, una forma de ser diferentes de nuestro vecino de al lado. Algunos consiguen transformando su vehículo una manera de sobresalir por encima del resto. Se entiende la máquina como una extensión de nuestra personalidad.

Los orígenes concretos del tuning son dudosos pero hay indicios de que su procedencia más remota se sitúa en la llamada Kustom Culture. Un fenómeno o movimiento social que surgió tras el fin de la II Guerra Mundial en Estados Unidos. Los jóvenes norteamericanos habían adquirido durante la contienda conocimientos de mecánica y en Europa las motocicletas ya eran ligeras y modernas. Este factor unido al crecimiento de la industria del automóvil en Detroit provocó que nacieran los Hot Rods, jóvenes con una subcultura y señas de identidad propias que se extienden a la ropa, el lenguaje o la música. Entre todas, la más destacable era la personalización de sus automóviles para conseguir modelos más rápidos y livianos, adaptados a su gusto estético personal. Todo bajo el lema hágalo usted mismo, es decir de manera artesanal y por un bajo coste.

tuning

Desde Estados Unidos, la Kustom Culture se propagó hasta Europa, siendo países como Gran Bretaña y Alemania, con importante tradición de su industria automovilística, donde tuvo mayor acogida. El origen más cercano del tuning, sobre todo en países sin la tradición que existe en Norteamérica, está en los coches de carreras de rally. En un primer momento, se intentaba conseguir un aspecto más deportivo de los vehículos mediante diversos tipos de alerones, bajos, llantas y demás. Ahora sabemos que el tuning es mucho más que eso.

Su llegada a España es reciente. Los primeros aficionados surgieron en los noventa y ahora es un sector en auge. Este mercado mueve en nuestro país alrededor de unos 450 millones de euros al año. Aunque está englobado dentro de la industria del automóvil, el sector del tuning da trabajo de forma directa a unas 8.000 personas y, en líneas generales, el cálculo es que en España se han tuneado unos 200.000 vehículos, lo que representa el 1% del parque de automóviles de España.

El tuning no es sólo la personalización de coches, es una filosofía de vida. Los amantes del tuneo son muchos, no sólo aquellos que tienen el privilegio de tener tuneado su coche, hay muchos, con un bolsillo limitado, que se han conformado con la personalización de maquetas. Estos últimos, puede que algunos de vosotros, han convertido el maquetuning en todo un arte. Aunque, la esperanza de poder personalizar un coche real siempre está en la cabeza de todos.

tuning2

Destacar es el máximo objetivo. Los hay que buscan un mejor coche y los hay que quieren que sea el más espectacular. Para ello, hay que conocer las distintas modalidades existentes para saber cual es la que más encaja con nuestra personalidad. Está el Racing, adaptación del mundo del rally a los coches de la calle; el Import, que surgió en Japón y se basa en la preparación tanto del motor como de la carrocería con líneas agresivas; el Lowrider , de origen estadounidense y con muchos seguidores, en el que predomina el orgullo étnico y la sensación de pertenencia a una pandilla; el DUB, estilo muy popular entre el público americano y que consta de llantas de grandes diámetros con elementos cromados, suspensiones neumáticas con las que conseguirán "planchar" el coche sobre el suelo y diversos elementos que dan un ‘look’ brutal; el RAT, muy en auge en Alemania, consiste en hacer envejecer el aspecto del automóvil, haciendo ver que está tremendamente descuidado por estar lleno de óxido y bollos; el Custom, dado a extravagantes decoraciones con dados, cartas, calaveras y tapicerías de animales; por último y el más conocido en España, es el Barroco, en el que predomina lo cargado y lo “bruto”.

El estilo Barroco es el estilo preferido por los españoles. Las personalizaciones más llamativas son las creaciones de coches con grandes ensanches en la carrocería ya sea bien por obra de masilla, chapa, o kit´s específicos de carrocería. Se suelen utilizar llantas de grandes dimensiones para que por lo menos se observe algo de llanta dentro de las preparaciones.

Para muchos, el tuning no es sólo una pasión, es una forma de vivir. No vale con que te guste, debes ser un profesional. Cada día surgen nuevos empleos en el sector y cada vez son más los que quieren tunear su coche con conocimientos exactos y no con meras aproximaciones a la realidad. MasterD oferta un curso de tuning con prácticas en talleres y bolsa de empleo. El arte del tuning está al alcance de nuestra mano.

1 respuestas a El tuning, una filosofía de vida

TAPACUBOS

18 de Abril 2015
Gracias, sin duda, volveré. Danilo
 
 

Nuevo comentario: