Oposiciones Sanidad »

Oposiciones sanidad: Cómo prepararlas

  • Las oposiciones de sanidad son de las que más plazas de empleo público convocan cada año ya que se considera un servicio prioritario para la reposición de plazas. Dependen de los diferentes organismo autonómicos. Os damos algunos consejos para prepararlas con éxito.
  • Preparación oposiciones sanidad - MasterD.es
  • Academias oposiciones Sanidad - Youtube.com
 
oposiciones sanidad preparacion

Oposiciones Sanidad, consejos para su preparación

 

Las oposiciones de sanidad son de las que más plazas de empleo público convocan cada año ya que se considera un servicio prioritario para la reposición de plazas. Dependen de los diferentes organismo autonómicos. Os damos algunos consejos para prepararlas con éxito.

 

Persona adulta, con trabajo y familia, busca plaza fija en la Sanidad pública.

Este es el perfil habitual de muchas personas que opositan actualmente a la Sanidad pública con el objetivo de conseguir una de las más de 2200 plazas ofertadas de oposiciones para Enfermería, o una de las más de 1500 que se convocarán para Auxiliares de Enfermería, o una de las más de 1000 a las que optarán los celadores.
 

En MasterD lo sabemos porque este es precisamente el perfil mayoritario de nuestros alumnos, y es muy importante saber cómo son para adaptar las estrategias de estudio a sus características, porque no es lo mismo estudiar con 20 que con 40, y no por la capacidad, sino porque las ocupaciones y preocupaciones de las personas son diferentes, por no hablar de su tiempo de dedicación.
 

A continuación, desde la experiencia que me aportan más de 20 años de dedicación docente, voy a intentar exponer cuáles son, desde mi punto de vista de orientadora educativa,algunos de los errores más comunes que cometen estas personas,  y cuáles son las estrategias o consejos que yo suelo recomendarles para superarlos.
 

El tiempo de dedicación

El primer error de este opositor consiste en sobrevalorar sus fuerzas y creer que va a tener un tiempo que nunca llegará. Muchos creen que podrán robarle al díacuatro o cinco horas para el estudio. Pero ¿cómo es posible trabajar, cuidar a una familia, vivir y, además, estudiar cuatro o cinco horas? Imposible, con esta creencia se iniciará un camino hacia la frustración, el estrés y el desánimo.

Consejo: es bueno tener ganas e ilusión, pero no sobrevalores tus fuerzas. Piensa cómo es tu día a día y sé honesto: ¿cuánto tiempo real tienes para el estudio? ¿Una o dos horas? Perfecto, solo debes aprovecharlas.

Piénsalo: No tienes mucho tiempo porque haces muchas otras cosas valiosas. Eres una persona afortunada, tienes un trabajo y una familia a la que cuidar.
 

Acometer el estudio

Otro error habitual es pensar que estudiaremos “conforme la marcha” y dedicaremos al estudio el tiempo “sobrante”del día. Esto es una utopía, si no planificas, no sobrará nada de tiempo.

Consejo: planifica tu día a día incluyendo todas tus actividades, entre ellas el estudio, lo importante es que el mucho o poco tiempo que digas que vas a estudiar, lo dediques realmente. La planificación es única, personal y dinámica. La haces para cumplirla y admite modificaciones. Anota el tiempo real de ejecución y reajusta para la próxima vez.

Piénsalo: cuando vas en el coche y te equivocas de ruta, tu navegador recalcula. ¿Por qué no vas a recalcular tu planificación?.
 

El exceso de información

Estas personas no tienen tiempo, pero les preocupa mucho no dejarse nada y se dedican a ampliar información.

Consejo: bastante tienes con el temarioy material complementario que tus profesores han preparado para ti. Si estás en un centro como MasterD, confía, los profesores ya han actualizado el temario, céntrate en el estudio.

Piénsalo: estás en un centro para que te hagan el trabajo que tú no puedes hacer. Estás en manos de profesionales, confía, deja de buscar por Internet, tu trabajo es estudiar, no elaborar material.
 

Los grupos de opositores

Estos opositores no tienen mucho tiempo, pero participan en grupos de opositores que más que ayudar y aclarar, les confunden y estresan.

Consejo: tú no tienes mucho tiempo, y además no has empezado a estudiar a la vez que otras personas ni tienes el mismo ritmo de estudio. Aléjate de los grupos.

Piénsalo: Si tienes dudas, llama a tus profesores e interactúa con los alumnos del centro, aléjate de los grupos que te hacen perder tiempo.
 

Insistir en lo que ya sé hacer

Otro error frecuente es estudiar una y otra vez aquello que ya sé. Lo que debemos hacer es trabajar nuestros puntos débiles, que los fuertes, ya están adquiridos.

Consejo: los entrenamientos de test son un regalo, las preguntas que fallas te dicen las partes de los temas que debes repasar.

Piénsalo: cuando vas al médico a buscar los resultados de una analítica, buscamos solución para los parámetros alterados, no para los que funcionan bien.
 

Soy mayor, se me olvidan las cosas

Lo único que cambia con la edad, en cuanto al aprendizaje, es la cantidad de actividades laborales y profesionales que realizamos y, por lo tanto, el tiempo de dedicación al estudio.

Consejo: si olvidas lo que estudias estás de enhorabuena, eres una persona sana. El olvido es una fase más del aprendizaje, aprendemos para olvidar, solo tienes que guardar un tiempo semanal para el repaso.

Piénsalo: De nada sirve tener estudiado todo el temario si ya me he olvidado de los primeros temas, tan importante es estudiar como repasar.
 

La preparación de pruebas específicas

Es habitual creer que todo se estudia igual, y no es lo mismo preparar una prueba de tipo test que un examen de desarrollo, ya que las estrategias y habilidades que pondremos en práctica son diferentes. De cara a los test insistiremos más en datos puntuales y de cara al examen de desarrollo, en la expresión y organización de los contenidos.

Consejo: desde el servicio de orientación trabajamos los tipos de pruebas y todos sus secretos, déjate orientar y aconsejar.

Piénsalo: La preparación y los conocimientos son vitales, pero se requieren también habilidades para ejecutar la puesta en escena.
 

En fin, la lista de los errores podría alargarse mucho más, pero lo importante es saber que existen soluciones que nos aporta el servicio de docente y de orientación. Confía en ti, lo vas a hacer muy bien. Confía en tu centro, jugamos en el mismo equipo.

Belén Casal.  Entrenadora on line

 

Oposiciones Sanidad Academia MasterD

 
 

Nuevo comentario: