Preparar Oposiciones »

¿Cómo realizar un buen examen de desarrollo? Claves para alcanzar el éxito

Compartir: 
 
Preparar examen desarrollo oposiciones

EXAMEN DESARROLLO OPOSICIÓN

 

¿Cómo preparas el examen de desarrollo de tu oposición? Como sabrás, este tipo de examen debe ser un relato de un tema en el que vas uniendo las ideas principales y las ideas secundarias que has recogido en el esquema, si quieres afianzar esta última cuestión te animamos a ver la clase de cómo hacer un buen resumen y subrayar lo necesario.
 

A continuación, te vamos a explicar todo lo que necesitas saber para enfrentarte con éxito a esta prueba dentro de tu preparación de oposiciones.

 

Qué es un examen de desarrollo

Antes de comenzar por las cuestiones más concretas, vamos a explicarte qué modalidad de examen te podrás encontrar. Podemos hablar de dos grandes modalidades: cuando el examen de desarrollo consiste en escribir un tema de los exigidos en la convocatoria o cuando el examen consiste en contestar a varias preguntas abiertas sobre un tema, donde tengamos que dar una respuesta concreta, aunque desarrollada, de lo que nos están preguntando.
 

El ejercicio de desarrollo de preguntas abiertas se asemeja mucho al caso práctico, solo que en este caso, el planteamiento suele ser más directo por lo que habrá que resolverlo empezando con una breve introducción, el desarrollo de lo que nos preguntan y unas conclusiones, justificando siempre que se pueda la respuesta en la normativa, el autor, o bibliografía en la que nos basemos.
 

Si el examen está formado por varias preguntas es recomendable revisar todas las preguntas, y empezar por las que nos sabemos bien, dejando para el final aquellas en las que tengamos que pensar más la respuesta.
 

Valorad también el tiempo que tenéis para contestar y leed bien las instrucciones para saber, por ejemplo, si todas las preguntas puntúan lo mismo (si hay algunas que puntúan más, deberíamos centrarnos en esas) y si el espacio para contestar es limitado o ilimitado.

 

Cómo desarrollar un tema en una oposición

En el caso de que sea un tema a desarrollar por completo por nosotros demos también seguir las tres partes básicas: introducción, desarrollo y conclusiones. Tanto la introducción como las conclusiones deben ser breves, pero es importante ponerlas.
 

Es importante cuidar la letra (que sea legible) el aspecto del ejercicio que vamos a presentar (que esté ordenado, limpio, respetando márgenes, sin tachones...) y sin faltas de ortografía. Cuidar la sintaxis y las expresiones utilizadas. Siempre aconsejo que calculéis el tiempo dejando al menos 5-10 minutos para repasar todo lo que hemos escrito.

 

Cómo preparar el examen de desarrollo

No es lo mismo estudiar para un tipo test que para un examen de desarrollo. De hecho, los temarios preparados para superar un ejercicio tipo test, como ya dijimos, son temarios más amplios porque tienen que cubrir la materia con una extensión suficiente como para cubrir las preguntas que nos puedan hacer en el examen, pero en el desarrollo, no podemos estudiarnos un tema de 50 folios, porque no nos va a dar tiempo a escribirlos.

  • Originalidad: se busca la originalidad de cada opositor y se valora no solo el conocimiento sino la habilidad para comunicarlos, para expresarlo, para relacionar unos conocimientos con otros
  • Técnicas de estudio: hay que practicar y empezar por el principio, como en todo estudio: las técnicas de siempre no fallan: lectura comprensiva, subrayado (seleccionando ya las ideas principales y secundarias que queremos llevar a nuestro tema, podemos utilizar 2 colores, para diferenciar las ideas principales de las secundarias) y luego tenemos que pasar a la memorización de lo que queremos llevar al tema de desarrollo y escribirlo.
  • Folio, boli y cronómetro: para cogerle la medida a este tema primero tengo que saber cuántas hojas soy capaz de escribir en el tiempo que me dan. Pero lo tengo que escribir de verdad, no copiando, sino después de haberlo estudiado (porque si lo copio no es real el cálculo que estoy haciendo). Una vez tenga la medida y sepa cuánto soy capaz de escribir en el tiempo que me dan, el resto de temas sí que es más fácil resumirlos ajustándolo a esa medida que ya tenemos comprobada.
  • Apunta las ideas secundarias: en cada epígrafe que desarrolléis, añadáis en un recuadro unas ideas secundarias o una ampliación, algo en plan “esto no sé si ponerlo o no, no sé si me dará tiempo a escribirlo…” Pues eso, añadidlo en un recuadro, y estudiarlo, pero sabiendo que tal vez no lo utilicéis.
  • Confía en tu criterio: es común dudar a la hora de seleccionar lo más importante, por ello es importante que confíes en tu criterio. Piensa que nunca sabemos qué es lo que va a valorar más positivamente el Tribunal (el Tribunal está formado por personas, y cada persona tiene su criterio, sus “gustos”, preferencias… al final es un poco subjetivo, pero lo es para todos los opositores). Así que, el mejor consejo que le puedo dar al opositor es: Cree en tu criterio defiéndelo ante el Tribunal.
     

Recuerda todos estos consejos y, el día del examen, lee bien las instrucciones del examen, tema y enunciados. Si es un tema de desarrollo, vamos a copiar el título del tema con todos sus epígrafes para no dejarnos ninguno.
 

Empezamos con una introducción, donde expondremos brevemente todo lo que vamos a desarrollar (y esto nos puede servir de guion para no dejarnos nada), a continuación, pasaremos a exponer epígrafe por epígrafe todo lo que nos piden en el tema, bien expuesta la información, como hemos dicho, de forma ordenada, limpia, todo argumentado, justificado, si podemos aportando ejemplo.
 

Como último consejo, entre epígrafe y epígrafes, debemos dejar un pequeño espacio en blanco. Esto nos servirá para, en caso de que se nos olvide algo, poder añadirlo al final de una forma ordenada, o, si nos sobra tiempo, poder añadir alguna de las ideas secundarías que teníamos en la recámara, esos recuadros de los que hablaba antes y que pueden suponer un plus en lo que queríamos contar.
 

Para concluir, debemos recalcar la confianza en uno mismo, en el ejercicio y en qué vas a hacerlo bien. ¡A por todas! En la academia de oposiciones MasterD pondremos a tu disposición todos los recursos necesarios para que te puedas enfrentar con seguridad a este examen de desarrollo. Si quieres escuchar todos estos consejos, te invitamos a escuchar el capítulo del podcast de oposiciones en el que te lo explicamos.

 

Claves para exámenes de desarrollo

 
 
 

Nuevo comentario: